Tel. (0181) 1234-3991

Conforme avanzan los años, el e-learning va ocupando un lugar más destacado y reconocido dentro de las empresas y organizaciones.

En la actualidad, casi todos los componentes de la estrategia corporativa tienen en el e-learning un aliado con un gran potencial.

Uno de los atractivos principales para la implementación de una plataforma de e-learning dentro de la empresa, radica en sus ventajas económicas y su beneficio de poder alcanzar diversos puntos geográficos para lograr una capacitación uniforme.

Los profesionales tienden a buscar el adquirir nuevas habilidades y competencias mediante programas de capacitación esperando alcanzar una mayor compensación económica, pero también es cierto que les resulta en un gran estímulo el haber recibido dicha capacitación por parte de la misma empresa en la que laboran.

Esto no solo mejora la empleabilidad frente a un eventual egreso hacia otra empresa, sino incluso en vista de la movilidad dentro de la propia organización, aumentando las oportunidades de hacer carrera, y logrando con ello aprovechar de manera más inteligente los recursos por parte de la organización.

La capacitación del personal debe darse dentro de un marco de desarrollo integral. Adquirir nuevas habilidades y competencias debe significarles alguna forma de reconocimiento en período de tiempo razonable, la cual puede ser económica, de movilidad, o delegación de mayores responsabilidades.

De otra forma, estas expectativas insatisfechas actuarán negativamente, desmotivando y orillando al profesional a emigrar en busca de mejores oportunidades. Esto aumenta el costo de la capacitación convirtiéndola en un gasto, ya que se le suma la rotación del personal y un incremento en la resistencia en cuestión de apoyos para futuros cursos.

Una de las ventajas del e-learning es su cualidad de poder personalizar los contenidos, lo que facilita incluir los principios estratégicos y valores corporativos dentro del material técnico, procedimientos o de cualquier otra índole.

Los gerentes de Recurso Humanos o de capacitación que tengan una visión integral pueden aprovechar esta versatilidad en el e-learning para desarrollar y difundir la cultura organizacional a lo largo de toda la empresa.

Incorporar el e-learning implica un profundo cambio tecnológico, diversas formas y técnicas pedagógicas y una cultura de la relación enseñanza aprendizaje. Esto puede generar algo de resistencia por parte del personal más acostumbrado a la instrucción tradicional, situación que debe ser gestionada en cada área y cada grupo humano involucrado.

Esto también incluye a los directivos de las empresas, ya que su puesto no los exenta de continuar preparándose, aprender nuevas habilidades o estar al corriente con la evolución de su ramo de negocios.

El e-learning puede contribuir a la cimentación del aprendizaje. Un buen contenido de e-learning serán siempre bienvenidos por los usuarios. Nuestro desarrollo personal-profesional es complejo, pero pueden darse sólidos pasos mediante el estudio de información idónea, que nos haga reflexionar y descubrir horizontes que favorezcan nuestra visión y misión dentro y fuera de la empresa.

Fuente: Gestiopolis