Tel. (0181) 1234-3991

A medida que aumenta la necesidad de una mayor integración trabajo-aprendizaje, el contexto del aprendizaje se vuelve cada vez más importante.

El contexto da forma a la experiencia de aprendizaje. Al examinar la jerarquía de las personas en el trabajo, podemos comenzar a comprender las limitaciones de la situación de una persona y sus oportunidades ocultas.

Esto puede llevarnos a diseñar soluciones más integrales y eficaces para la mejora del rendimiento.

Al evaluar el contexto nos permite abordar el hecho de que el aprendizaje no es solo una actividad mental que ocurre en el vacío. Por el contrario, muchos factores que interactúan afectan el aprendizaje y el rendimiento en el lugar de trabajo.

Análisis contextual

En el diseño de la experiencia del usuario, existe una práctica conocida como asignación de contexto. Es una forma de examinar todos los factores que influyen en las experiencias de una persona con los productos a fin de diseñar aquellos que encajen bien en su ambiente laboral.

¿Puede nuestra propia versión del análisis contextual ayudarnos a mejorar el aprendizaje y el rendimiento en el lugar de trabajo?

La respuesta es sí, al examinar el contexto desde una perspectiva de 360 ° grados, esto incluye el entorno de trabajo del público objetivo (físico, cultural, social y tecnológico), así como su entorno interno (estado mental y emocional).

Factores contextuales a considerar

Entorno físico

Para comprender el contexto de aprendizaje, es importante observar las características del entorno físico donde las personas trabajan y aprenden.

 

Por ejemplo, el entorno estresante de un hospital o el entorno ruidoso de una fábrica presenta diferentes desafíos para el soporte de rendimiento que el de una oficina silenciosa. Observar el entorno físico te permite identificar:

  • Ubicación donde se produce el trabajo (en el campo, detrás de un escritorio, en una fábrica, etc.).
  • Dónde las brechas de habilidad y conocimiento se revelan.
  • Nivel de ruido, distracción y congestión en el lugar de trabajo.
  • Uniformes o equipos que podrían interferir con las tecnologías de aprendizaje.
  • Atmósfera creada por el diseño espacial.
  • Si las estrategias actuales son efectivas en el ambiente de trabajo.

Estado mental-emocional

A través de entrevistas, grupos focales y discusiones con miembros del público de muestra, usted puede comprender mejor los factores mentales y emocionales que se provocan en el trabajo.

Algunos aspectos para explorar incluyen:

  • Ambiciones y objetivos individuales en el trabajo.
  • Expectativas de trabajo versus su realidad.
  • Motivación para trabajar, aprender y mejorar.
  • El valor que los miembros de la audiencia ven en sus roles de trabajo.
  • Presiones de trabajo / estrés que experimentan.
  • Cómo el trabajo encaja en el resto de sus vidas.

Al empatizar con el mundo interno de su público objetivo, podrá diseñar soluciones que estén en sintonía con la forma en que las personas trabajan y aprenden en el trabajo.

Cultura

La cultura organizacional refleja la sociedad del lugar de trabajo. Abarca muchos aspectos del trabajo, incluido el clima de aprendizaje.

Al profundizar en la cultura organizacional, puedes identificar:

 

  • Cómo la organización valora el aprendizaje y el crecimiento profesional.
  • Tipos de apoyo en el trabajo para el aprendizaje informal y formal.
  • Disponibilidad de recursos de aprendizaje.
  • Disponibilidad de tecnologías sociales para el aprendizaje.
  • Disponibilidad de mentores y entrenadores.
  • Oportunidades de retroalimentación y reflexión.

Social

Al comprender las relaciones sociales de un público objetivo, puede desarrollar un sentido de cómo las personas aprenden a través de las interacciones sociales en el trabajo.

Para explorar el contexto social, considere:

 

  • Interacciones con compañeros.
  • Grado de cooperación dentro de los equipos y subgrupos.
  • Cómo la gente colabora para hacer el trabajo.
  • Relaciones con gerentes y supervisores.
  • Existencia de comunidades de práctica y encuentros informales.
  • Soporte de recursos humanos.
  • Influencia de los líderes en el lugar de trabajo.
El contexto social puede ayudarlo a diseñar experiencias de aprendizaje que aprovechen situaciones del mundo real e interacciones sociales positivas.

Tecnología

La tecnología está profundamente arraigada en muchos roles laborales y con la aparición de la inteligencia artificial, continuará creciendo. El compromiso tecnológico de la audiencia objetivo es importante de medir.

Puede ayudarlo a generar una solución que se adapte a la forma en que las personas ya están trabajando. Algunos aspectos del contexto tecnológico para explorar incluyen:

 

  • Tipos de dispositivos utilizados para el trabajo y en el trabajo.
  • Plataformas utilizadas por la mayoría de los empleados.
  • Plataformas de redes sociales utilizadas para conectarse y colaborar en el trabajo.
  • Tecnología utilizada por subgrupos o utilizada bajo el radar.
  • Políticas y relaciones de TI.
A través de la investigación contextual, puede desarrollar una imagen integrada de la vida laboral de su público objetivo. Se pueden diseñar soluciones más innovadoras y efectivas que acerquen el aprendizaje al mundo real del trabajo tanto como sea posible.
Fuente: The Elearning Coach